domingo, 22 de octubre de 2017

Schiacciata con uvas, sultanas y semillas de hinojo

Esta es la primera vez que cocino uvas de alguna manera, eso es lo que me gusta de participar en retos, surgen ingredientes que pueden ser comunes, otros no tanto, algunas veces investigar de la comida ya sea dulce o salada de algún país cercano o lejano, otras veces con libros de los que nos guiamos y de los cuales se eligen recetas, otras veces son las películas y su comida, otras tantas las frutas de temporada y las temáticas pueden ser muchas, pero siempre enfocados a la comida. Comida casera, comida para el desayuno, para el almuerzo, la cena, las onces, la merienda..., comida para nutrir nuestro cuerpo.

Las uvas no sé porque, no son las que más suelo consumir, siendo una delicia..., no sé por qué no hacen parte de la compra recurrente de frutas en casa, contrario a la papaya diaria, a las manzanas, duraznos, naranjas, mangos, melones, limones, fresas y hasta coco, que suelen ser más recurrentes en el menú de nuestros días. Pues las uvas en casa y por tradición en Colombia sí hacen parte de una fecha y día que por agüero (palabra que no me gusta mucho) se consumen por cantidades monumentales, la noche de año nuevo. Dicho día, muchas personas apenas van sonando las campanadas de medía noche (que van sonando sincronizadas por la radio), comienzan el año devorando una a unas las 12 uvas, siendo 6 verdes y 6 rojas, donde cada uva representa un deseo. Pues ese ritual, que no sé donde más se realice, hace parte del día en que más consumimos uvas en casa. Lo cierto es que cuando tenemos uvas en casa, donde las pongamos, en cada ida y venida, del pasillo al comedor... iremos tomando alguna de estas hasta desaparecerlas... 
Revisando recetas con uvas, porque para mí de verdad que no salían de ensaladas y de comerlas sueltas y frescas, me encontré con la Schiacciata (un tipo de focaccia toscana) y varias recetas, entre las cuales destaco esta receta fascinante con proceso de recolección de uvas, luego vi esta otra de Yotam Ottoleghi, esta otra con uvas de fresa que le da un color muy bonito y finalmente también otra que encontré en el libro mágico de mi amiga Patty (que estoy aprovechándolo por completo y te agradezco enormemente). Pues cruzando las tres recetas que encontré esta es mi versión de Schiacciata, un pan de la Toscana que realizan para la vendimia, con uvas frescas y uvas deshidratadas, este pan dulce suele llevar hinojo. Las uvas deshidratadas en el medio simbolizan las uvas de la estación pasada, estas uvas han estado maceradas en un vino dulce por una noche. Luego las uvas frescas van arriba y simbolizan las uvas recién recolectadas. Es un pan lleno de sabor, la textura de las uvas frescas contrasta delicioso con este pan esponjoso. Acá aclaro que las recetas originales llevan uvas pasas, pero para mi gusto prefiero las sultanas, el sabor me parece mucho más rico.  
 

Con esta receta participo en Color y Sabor de Temporada organizado por Pilar del blog Postres Originales, donde cada 22 de mes llegamos con dos opciones de ingredientes, para este mes uvas y cúrcuma, la decisión por este pan con uvas fue amor a primera vista luego de verlo. 



______________________________________________________________________________________________

Tiempos}

   ·Tiempo de preparación prefermento: 25 minutos y una noche de reposo
   ·Tiempo de marinado pasas sultanas: 1 noche

   ·Tiempo de preparación masa: 20 minutos
   ·Tiempo de levado: 2 horas o hasta que doble el volumen
   ·Tiempo de armado de la schiacciata: 20 minutos
   ·Tiempo de segundo levado: 35 minutos 
   ·Tiempo de horneado: 35-40 minutos 

:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Schiacciata con uvas, sultanas y semillas de hinojo
Ingredientes:
[Para un pan de 30 x 20 cm / rinde 930 gr de masa / 12 pedazos grandes]

Una noche antes...

[pre-fermento]
- 100 ml de agua
- 1/2 cucharadita de agua
- 150 gr de harina de trigo

- 240 gr de sultanas /(o uvas pasas)
- 200 ml de vino tinto dulce (Oporto en mi caso)

Al día siguiente...

- pre-fermento
- 375 gr de harina
- 1 1/2 cucharadita de levadura seca
- 1/2 cucharadita de sal
- 3 cucharadas de aceite de oliva
- 80 ml de agua
- sultanas hidratadas del día anterior
- 1/2 cucharadita de semillas de hinojo
- 60 gr de nueces recién tostadas y picadas
- 340 gr de uvas sin semillas cortadas a la mitad*
- azúcar mascabado para espolvorear

*Suelen utilizarse uvas negras acá dejo la variedad más común para esta receta, sin embargo se encuentra versiones con otros tipos de uvas.
:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
  

«PREPARACIÓN»


{La noche anterior...}
[PREFERMENTO] 
1. La noche anterior en un bol adicionar el agua, la harina y la levadura, mezclar bien. Cubrir con papel film y llevar a refrigerar por 6 horas. 
[PARA LAS SULTANAS] 
2. Para las sultanas hidratarlas en vino tinto por una noche.

{Al día siguiente...}

1. Una vez hidratado el prefermento y activado. Poner en un bol la harina cernida con la sal, adicionar el aceite de oliva y el prefermento. 
2. Mezclar las harinas y luego adicionar las semillas de hinojo, también un puñado de  las sultanas y todas las nueces picadas. 

3. Comenzar a amasar y hacerlo por unos 10 minutos hasta obtener una harina suave y homogénea.  
4. Formar una bola y dejar en un recipiente cubierto con papel film.  
5. Dejar levar la masa por 2 horas o hasta que doble su volumen. Cortar en dos partes, extender una de las partes formando un rectángulo de 30 x 20 cm, espolvorear con las demás sultanas hidratadas. 
6. Cubrir con la otra parte de masa extendida del mismo tamaño y cerrar los lados.  
7. Disponer la masa en el molde y terminar de cerrar bien los bordes.  
8. Adicionar las uvas frescas sobre la focaccia, dejar levar cubriendo con un paño por 35 minutos.  
9. Precalentar el horno a 180ºC.  
10. Pasado el segundo levado, espolvorear azúcar mascabado sobre las uvas y llevar al horno por 35-40 minutos.  
11. Luego de este tiempo, dejar reposar un poco y sacarla del molde con cuidado, dejar enfriar sobre una rejilla. Cortar tibia y a disfrutar...

*

[PASO A PASO ABAJO]


{La noche anterior...}


[PREFERMENTO]

1. La noche anterior en un bol adicionar el agua, la harina y la levadura, mezclar bien. Cubrir con papel film y llevar a refrigerar por 6 horas. 

[PARA LAS SULTANAS]
2. Para las sultanas hidratarlas en vino tinto por una noche.


AL DÍA SIGUIENTE......



1. Una vez hidratado el prefermento y activado. Poner en un bol la harina cernida con la sal, adicionar el aceite de oliva y el prefermento. 
2. Mezclar las harinas y luego adicionar las semillas de hinojo, también un puñado de  las sultanas y todas las nueces picadas.
3. Comenzar a amasar y hacerlo por unos 10 minutos hasta obtener una harina suave y homogénea. 
4. Formar una bola y dejar en un recipiente cubierto con papel film. 




5. Dejar levar la masa por 2 horas o hasta que doble su volumen. Cortar en dos partes iguales, extender una de las partes formando un rectángulo de 30 x 20 cm, espolvorear con las demás sultanas hidratadas. 
6. Cubrir con la otra parte de masa extendida del mismo tamaño y cerrar por todos los lados. 
7. Disponer la masa en el molde y terminar de cerrar bien los bordes. 
8. Adicionar las uvas frescas sobre la focaccia, dejar levar cubriendo con un paño por 35 minutos. 



9. Precalentar el horno a 180ºC.  
10. Pasado el segundo levado, espolvorear azúcar mascabado sobre las uvas y llevar al horno por 35-40 minutos.  
11. Luego de este tiempo, dejar reposar un poco y sacarla del molde con cuidado, dejar enfriar sobre una rejilla. Cortar tibia y a disfrutar...






Notas:  
· La receta original utiliza uvas pasas.  
· En casa como somos solo dos así que, para conservar esta focaccia por más tiempo una vez cortados los pedazos, que deben estar fríos, se pueden poner entre bolsas plásticas y luego cerramos bien las bolsas, los llevamos a congelar. Para el momento de servirlos, solo será cuestión de sacarlos y con el horno precalentado, calentarlos a 180ºC por unos 10 minutos. Estarán tan ricos y esponjosos como si los acabáramos de preparar.

*

Les deseo una semana llena de cosas bonitas, buen trabajo, buenos momentos y para los no tan buenos, buena energía para saber llevarlos...


**
*

*
**



10 / 22 / 2017 · Ingrediente elegido: uvas 



*****

Feliz día!!!
Muchas gracias por pasar por éste rincón,
lleno de poesía de sabores, de sentimiento,
de pensamientos; que para muchos
son recetas conocidas,
para otros descubrimientos completos,
y para otros tantos, recuerdos de la infancia ó
remembranzas de algún instante especial
y para mí son todas estás y muchas más..,
entre nuevos retos que día a día me llevan a explorar
dotes que desconocía y que enriquecen mi alma, cuerpo y ser. 

Agradezco cada comentario y estaré atenta a las inquietudes que se presenten


···
_____________________________________________

Me encuentran en: 


Instagram   / Facebook  / Twitter  / Pinterest 

#poesiaculinaria   ·         @poesiaculinaria 

___________________________


[❤︎]


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

22 comentarios:

  1. ¡¡Hola Natalia!! ¡¡Preciosidad de schiacciata!! Y es que las uvas hacen que se haya convertido en un postre visualmente maravilloso, además de lo rica que tiene que estar. El sabor agridulce que tiene esta receta me encanta, y por cierto, las uvas con las semillas de hinojo van fenomenal, todo un acierto, Nati.
    Yo cocino bastante con uvas, pero es normal, ten en cuenta que vivo rodeada de viñedos, así que es muy común encontrar varias variedades de uvas. Y no sólo quedan bien con los postres, sino que con el pescado y con la carne, también combinan muy bien. También en mi familia, tenemos una comida típica que está hecha a base de pan del día anterior y se queda como una torta, y siempre se acompañan con uvas. Así que como ves, por aquí, es muy recurrente.
    Y no sabía que en Colombia también celebrabais el año nuevo con uvas, pensaba que era una tradición sólo española. Nosotros sólo utilizamos uva blanca, pero es la que suele haber en esa época, y también intentamos no atragantarnos, mientras nos comemos una por campanada, ja,ja. Es una tradición que creo que pocos españoles se la salten. Yo, además, he incorporado un poco la italiana, que, aunque no me coma las lentejas como ellos ese día, si pongo unas poquitas de lentejas en la copa del champán y algo de oro y brindo al terminar las uvas para desearnos un año nuevo y bebo un sorbito, pues ni me gusta el champán, pero dicen que las lentejas hace que no te falte comida en el nuevo año y el oro, que vayas teniendo dinero para poder pagar las facturas, así que ya me ves a mi con ese ritual, que no sé si funciona o no, de momento, si que vamos tirando, aunque seguramente sea más por nuestro esfuerzo de ir trabajando que a que yo ponga todo esto en la copa, ja, ja, pero mira, por intentarlo, no pasa nada. Besitos y feliz domingo.

    ResponderEliminar
  2. Precioso como siempre, bien explicado y muy bien fotografiado. Una maravilla. Me ha resultado curioso y no conocía: que en vuestro país coméis uvas de los dos colores en nochevieja. Además de enseñarnos a cocinar nos enseñas cultura general... eres una crack.

    ResponderEliminar
  3. que tarta mas rica Nati, me encanta, ahora mismo me comía un trozo con mi café
    Feliz sobremesa de domingo y un gran beso
    Rosa

    ResponderEliminar
  4. Natalia qué rico! Tampoco he horneado con uvas, pero precisamente estos días que he revisado mejor mis recetarios, vi un par que me gustaron que espero preparar. El ritual de las 12 uvas también se hace en Venezuela pero te confieso que en mi casa nunca lo hacemos, hacemos otras cosas como salir con maletas por la puerta de la casa, jaja!
    Besos y feliz domingo, ah y me llevo un cuadrito 😉

    ResponderEliminar
  5. Me encanta, la presentación es excelente, parece que una puede estirar la mano y coger un trozo, se me hace agua la boca.

    Besos!

    ResponderEliminar
  6. Las fotos son un espectáculo. Es una verdadera preciosidad. Nunca he horneado uvas, daba por hecho que soltarían líquido y empachocharían las masas, pero visto como quedan de bonitas... me tengo que animar!

    ResponderEliminar
  7. uuuufffff, que pasada de receta! me estoy engordando sólo de leerla hehehe
    Excelente aportación al reto.
    PTNTS
    Glòria

    ResponderEliminar
  8. Esta focaccia debe estar muy rica con un trozo de queso, te quedó muy bonita.
    Bss

    ResponderEliminar
  9. Nati en España la tradición de las doce uvas la noche fin de año, se sigue por masas, seas de donde seas , cultura, clase o religión, nadie se la salta, además hay una especie de “guerra” televisiva por ver qué canal ponemos, aunque algún año que otro y por darle el gusto a las niñas, hemos cambiado, al final siempre volvemos a La1 que es la televisión estatL, y donde por regla general las dan con mayor rigor y sin equivocarse, porque si, créete lo que te cuento, hace un par de años en la televisión regional de Andalucía, donde yo vivo, se encargó de retransmitirlas un famoso cocinero andaluz, y va el tío y se equivocó, jajaja, fue para verlo, o mejor para no verlo, porque aún se ríe la gente de él cuando sale por televisión, jajaja.
    Tu pastel tiene una pinta alucinante, este año hemos tenido unas uvas exquisitas de la parra que tiene mi padre en su huerto, y ha dado bastantes kilos, pero como más me gustan es comerlas fresquita tal cual.
    Con uvas pasas de Corinto o Sultanas, si tengo costumbre de cocinar y tanto en Dulce como salado, nunca me falta un tarro en mi despensa.
    Besos, que pases una feliz semana.

    ResponderEliminar
  10. Divino el hinojo en esta receta dulce a mi la Toscana también me trae muchos recuerdos, a ver cuando publico alguno que no tengo tiempo de nada! Las fotografías preciosas
    Besos!!

    ResponderEliminar
  11. Que rico este plato y preciosas tus fotos. Como que no has cocinado con uvas, prueba a incorporarlas en una salsita para la carne, en mi casa es típico hacerlo para las cenas de Navidades, me encanto tu reto, besos

    ResponderEliminar
  12. Hola guapísima !!!
    Si te cuento que este año he tenido super producción de uvas moscatel y que tengo en la despensa más de trenta botes de mermelada y kilos y kilos de ellas congeladas ... amén de los pasteles que he preparado, mi querida Nati. Desde luego porque este tuyo no lo conocía. El nombrecito tiene migas, pero la schiacciata, no se me olvida para el año que viene, y pienso hacerlo si o si. El pastel que suelo hacer es el Flognarde ¿lo conoces? está bien rico y más fácil imposible (lo tengo en el blog)
    Como Concha ya te explicó la tradición de las uvas para terminar el año, no te la explico yo, aunque por vivir en Canarias y contar con un año menos que en la península, nosotros estrenamos el año una hora después que ellos :)
    Me ha hecho gracia tu entrada de hoy, con tu volcán de harina . . . parece que estábamos juntas en la cocina trabajando mano a mano, y mira que hay kilómetros de distancia, esto es como magia (en ocasiones me lo parece)
    En fin cariño que no me enrollo más, gracias por la receta porque me encanta conocer platos nuevos y este absolutamente maravilloso.
    Besotes mi niña, y feliz semana.

    ResponderEliminar
  13. Yo la verdad no soy mucho de uvas pero se ve excepcional y no le haría un feo. Beso.

    ResponderEliminar
  14. Natalia, un schiacciata delciosa, me encanta cocinar con uvas, en cuanto puedo las pongo. A mi marido le encantan. Te ha quedado preciosa y con las imágenes de costumbre, una gozada de plato.
    En España se comen siempre acompañando las campanadas que se retrasmiten desde la Puerta del Sol de Madrid, referencia del kilómetro 0 en España, siempre es este el punto para calcular los kilómetros a cualquier punto geográfico español.
    Lo de la tradición de las uvas fue por un excedente de cosecha en la comunidad Valenciana (región) y se inventaron esto para hacer uso de ese excedente. Es una tradición no demasiado lejana, esta viene desde principios del Siglo XX.
    Bueno, que me enrollo como siempre. Un platazo este que no tiene perdón de que dure más de veinte minutos.
    Muchos besos y te deseo un día magnífico.

    ResponderEliminar
  15. Hola Natalia, impresionante la receta por lo riquísima que es y la presentación tan bonita. Tiene una miga y un color chulísimo, me gusta mucho. Besos!

    ResponderEliminar
  16. Uummmmmmmmmm seguro que esta de rexupete no hay mas que ver las fotos no dejan de decirme comeme.
    Como siempre receta y fotos son de 20 points.
    Bicos mil wapa.

    ResponderEliminar
  17. No la he probado nunca y se ve deliciosa. Un besazo.

    ResponderEliminar
  18. Nati por aquí me tienes contemplando tu maravillosa schiacciata, tan difícil de escribir y tan agradable a la vista. En algún lugar la debí ver que no he perdido su recuerdo, me quedó grabada. Ahora al ver la que nos has traído me volvieron los recuerdos y me ha alegrado mucho, es un pastel muy fotogénico que debe estar muy bueno, no tengo excusas para probarlo ya que dispongo de una buena receta gracias a ti. Besitos.

    ResponderEliminar
  19. Querida Natalia, has acertado plenamente con esta receta. Debe ser una delicia a juzgar por esas fotos yan estuepndas. me gustan muchísimo las uvas, por so sé que me encantaría probar un trocito y disfrutar muchísimo. Un beso

    ResponderEliminar
  20. Yo tampoco he cocinado con uvas, pero me estais aportando unas ideas buenísimas.
    Muchas gracias!
    Estupendísimo reto, besos

    ResponderEliminar
  21. Que receta más buena y que preciosidad de fotos Nati!! Que curioso lo de tomar las uvas rojas y blancas en Nocheviaje...cuanto aprendo con estos retos.
    Un bst guapa.

    ResponderEliminar
  22. Muchas gracias por sus comentarios, los leo todos y aunque muchas veces no alcanzo a responderlos, sepan que los apreció montones y de igual manera aprecio mucho el tiempo que dedican al pasar por este lugar.
    Siempre bienvenid@s,

    Gracias Totales!!!!
    besos!!

    ResponderEliminar

Muchas gracias por visitar este rincón y dedicar un momento de tu día para pasarte por acá, lo aprecio mucho. Siempre bienvenido a este taller mágico de Poesía Culinaria. ^_^